Hola, ¡te estaba esperando!

Seguro que tienes un montón de curiosidad por conocernos.

Antes de contarte quienes somos y nuestra historia permíteme que te haga algunas preguntas.

¿Sientes que se escapan los años de infancia de tus hij@s?

¿Te sientes atrapada en unos horarios que os impiden disfrutar de vuestro tiempo familiar?

¿No te gusta que la sociedad marque que hacer con su educación y con su crianza?

¿Sabes que hay alternativas profesionales que te atraen pero no sabes por donde comenzar?

¿Tienes miedo de hacer grandes cambios en tu vida?

Yo también me he sentido así.

En mi adolescencia no logré adaptarme al sistema educativo actual y por ello no fuí a la universidad y comencé a trabajar pronto y en cualquier cosa con el único objetivo de sobrevivir económicamente.

Pasé mi época veinteañera dedicándome a trabajar en diferentes empresas, que no me aportaban nada más que un sueldo irrisorio y una gran insatisfacción.

Y un mes antes de cumplir los 30 me transformé en madre.

Dentro de la enorme felicidad que mi maternidad supuso, quedaba un enorme poso de frustración personal y profesional.

En ese momento comprendí que ya no quería seguir regalando mi tiempo, mi vida a cambio de dinero.

Yo quería vivir.

Yo quería invertir mi tiempo en la preciosa familia que David y yo habíamos formado.

Yo quería ver a mis hijas crecer día a día.

Yo quería trabajar desde cualquier lugar, a mi ritmo y en algo que me apasionara.

¡¡¡Yo quería ser libre!!!

Y comencé un profundo trabajo de crecimiento personal que 9 años después me ha traído hasta ti.

Hace 1 año decidí invertir en mi, con esfuerzo y perseverancia hoy:

Caracol

Soy la única responsable de administrar mi tiempo.

Caracol

Tengo un trabajo del que disfruto y que me da independencia económica.

Caracol

Vivimos una parte del año viajando en nuestra casa sobre ruedas.

Caracol

Acompaño a mis hijas en su aprendizaje, sus decisiones y crecimiento.

Caracol

He recuperado las ganas de aprender y de jugar.

WhatsApp Image 2017-03-21 at 00.30.42

¿Quieres avanzar en la misma dirección que yo lo he hecho? Yo puedo ayudarte.

Trabajando juntas conseguirás:

1º Definir tu pasión y combinarla con tus dones para liberarte de tu jefe y disponer de tu tiempo.

Aprenderás a utilizar las herramientas necesarias para trabajar online, con tu propio proyecto o colaborando con otras personas.

Organización y planificación, ponerte un objetivo claro y cumplirlo.

 Descubrirás un nuevo paradigma laboral, bibliografía, documentales, formaciones, bloggers que te van a abrir las puertas a un nuevo mundo.

Siempre con la máxima del autocuidado, el autoconocimiento y los valores de la crianza respetuosa.

Esther SeñalandoTransPequeña

¿Eres madre y quieres disponer de tu tiempo, para disfrutar de  tu familia, sin perder tu independencia económica?

¡¡BIENVENIDA!!

Has llegado al lugar indicado.

Nuestra historia

Yo soy Esther me defino como viajera, emprendedora, comunicadora y sobre todo madre worldschooler, antes de llegar aquí he sido otras muchas cosas, administrativa, teleoperadora, cocinera y gestora de un negocio de turismo rural. Además soy la soñadora y la inconformista de la familia.

David es un hombre divertido y creativo, ha trabajado en muchas cosas pero él es dibujante, y por supuesto EL MEJOR PAPÁ, compañero incansable en las múltiples aventuras que juntos hemos decidido recorrer. Con su paciencia infinita (o casi...) consigue que superemos grandes retos.

Dana, con 9 años ya, es la niña que nos inició en un camino desconocido, en sus ojos se atisba un alma antigua, deseosa de aprender siempre encuentra la forma de atrapar animales y bichos de cualquier tipo para observarlos, cuidarlos y devolverlos a su entorno. De mayor quiere ser científica, arqueóloga y subir a todas las montañas de este y de otros planetas.

Cora de 7 años, es nuestro dulce volcán, tiene un  carácter dulce como la miel y explosivo como un volcán, nos trae al presente absoluto con su incansable necesidad de crecer y aprender. Le encanta explorar, y jugar con sus muñecas, con palos, cañas, piedras y sobre todo con agua. Aún no sabe que quiere ser de mayor porque por ahora todo le apasiona.

Alán, el pequeño de la familia, tiene 4 años y el llegó para completar el circulo perfecto que formamos los 5. Su primera palabra fue TRACTOR (si si, antes que mamá, antes que teta…) le encanta jugar con cualquier trasto que tenga ruedas, ah y es un lanzador nato. Aún le queda mucho para saber que quiere ser de mayor, por ahora pasa el tiempo disfrutando y a veces sufriendo el amor de sus hermanas.

Tanto David como yo fuimos de esas adolescentes sin motivación por los estudios y que no parecía que pudiéramos llegar a estudiar en la universidad.

Y a los 16 años cada una comenzamos en el mundo laboral, haciendo un poco de todo a cambio de ¿nada? bueno si un sueldecillo de mierda.

Nos conocimos en Valencia, David era el hijo buenorro de la secretaria de mi psicóloga jejeje. Y un 30 de marzo de 2002 sólo un par de semanas después de vernos por primera vez comenzó nuestra historia de lealtad y amor 😉

Juntas hemos crecido mucho, y la universidad de la vida comenzó para nosotras el día que supimos que Dana estaba creciendo en mi vientre.

He sido madre 3 veces, con ello he abierto puertas en mi vida que ya nunca podré cerrar, la maternidad está resultando una potente experiencia de crecimiento y motivación para ser más yo misma, vivir mi vida con coherencia, ser leal a mis hij@s y a lo que deseo enseñarles.

La maternidad es mi gran pasión, algún día seré matrona, pero hoy mi pasión es verlas crecer y compartir con otras familias que han elegido dar un paso hacia la responsabilidad y hacia la felicidad.

Todos estos años he hecho diferentes terapias de trabajo personal, he leído sobre maternidad, educación, crecimiento personal y crecimiento profesional, he buscado información, y realizado diferentes formaciones, con Nohemí Hervada, con Tania García, con Azucena Caballero, con Sergio Fernández.

No nos cerramos a ninguna opción educativa dependiendo del momento y de nuestras necesidades familiares e individuales.

Por eso hemos probado diferentes opciones de educación en nuestra familia, Dana fue a una escuelita rural 2 días a la semana cuando tenía 3 años y medio, después nuestras inquietudes crecieron y pasamos un par de años educando en casa, luego durante casi dos años cuando Dana tenía 6 años y Cora 4 años asistieron a una escuela alternativa, y antes de acabar el segundo curso regresamos con la educación en casa.

Viendo que nada nos satisfacía plenamente y que no nos apetecía quedarnos en ningún lugar por mucho tiempo, hace menos de un año, decidimos vivir viajando y hacer del mundo nuestra escuela.

Durante estos años David no ha parado también de aprender y buscar su camino de crecimiento, hasta que un día dijo ¡COÑO PERO SI YO SOY DIBUJANTE! y ahí anda mejorando cada día.

Nuestra inquietud por ser madre y padre conscientes, compartir nuestro día a día con nuestras hijas y darles una educación diferente, nos recordó que somos unas multiapasionadas y que otra de nuestras principales pasiones es viajar

Por eso me pareció que no hay mejor escuela que el mundo que nos rodea, conocer otras culturas, lugares, personas que nos muestren que existen muchas formas de vivir.

Durante los últimos 10 hemos hecho unas 8 mudanzas, hemos vivido en 2 comunidades intencionales.

En febrero del 2016 nos encontrábamos en una situación muy difícil, llevábamos casi un año sin trabajar por cuenta ajena, y todos los trabajos que intentábamos por nosotras mismas no nos daban suficiente economía para vivir de una forma digna hasta el punto de que tuvimos que irnos de la comunidad por no poder afrontar los gastos de alquiler ni del comedor común.

Entonces el universo me hizo un regalo, encontré un trabajo que me gustaba mucho en la fundación Traperos de Emaus en Pamplona, pero el regalo fue también acompañado de una buena patada en el culo para que me espabilase y comenzase a buscar mi camino.

Disfrutaba del trabajo pero pasaba 12 horas al día fuera de casa, antes de terminar mi contrato de 2 meses, decidí decirle a mi jefe que no quería continuar trabajando con él, lo despedí 😉

Fue una etapa muy dura y triste y me sirvió de revulsivo, nunca más volvería a vender mi tiempo a cambio sólo de dinero.

Y cuando sentíamos que estábamos tocando fondo tomamos la decisión de comenzar a vivir viajando.

En mayo de 2016 dejamos la comunidad en la que viviamos desde hacía casi 2 años, nos mudamos temporalmente a la casa del padre de David mi pareja, vendimos por 9.000€ un terreno que teníamos en Olba (Teruel), invertimos 4.750€ en comprar una casa sobre ruedas, (Apa la viejita rockera), y dedicamos 3 meses y el resto de nuestro dinero a rehabilitarla y crear un hogar para nuestra gran familia.

Y el 1 de Octubre de 2016 comenzó nuestra aventura de vivir viajando y hacer del mundo nuestra escuela.

Mientras escribo esto estamos en Marruecos, hoy es… martes (jajaja que rápido se pierde la noción del tiempo cuando se disfruta de la vida ¿verdad?) y después de pasar el día jugando en la playa, cocinando, viendo un episodio de dibujos con las niñas y leyéndoles un rato El Hobbit me he puesto con muchas ganas a escribirte nuestra historia.

Hoy nuestra vida es muy diferente a como era hace tan sólo un año, el camino recorrido ya nos ofrece grandes recompensas.